LOS 5 CONSEJOS PARA AHORRAR LUZ EN VERANO

Ayer comenzó el verano y esto supone que las temperaturas aumentan y con ello lo hace el consumo de energía de nuestros hogares. Ventiladores, aires acondicionados y todo tipo de electrodomésticos dirigidos a mitigar el calor pueden hacer que nuestra factura de la luz escale sin control. Aunque siguiendo una serie de consejos básicos, es fácil ahorrar luz en verano. Consiguiendo que estos meses sean los más baratos de todo el año.

En esta entrada de blog, te presentamos los consejos clave de eficiencia energética para el verano que conseguirán que reduzcas tu factura todo lo posible sin renunciar a la comodidad.

¿Listo? Vamos a descubrir como pasar un verano económico y fresquito.

1. Aprovecha la luz natural

Este consejo es quizá muy obvio, pero queremos resaltarlo porque es también muy importante. La cantidad de horas de sol durante el verano permite que puedas reducir el uso de la luz artificial durante el día. Y si apuestas por el autoconsumo energético, la luz natural puede conseguir que tu factura sea hasta un 70% menos.

2. Si usas aire acondicionado, hazlo de manera eficiente

Tirar del aire acondicionado en verano es imprescindible en ciertas zonas de España, pero para ahorrar luz en verano es fundamental que lo uses bien siguiendo estas pautas:

1) Mantén una temperatura razonable. Al igual que sucede en invierno con la calefacción, un mero grado de diferencia puede suponer una diferencia importante de consumo energético. Lo recomendado como más eficiente es mantener el aire acondicionado ajustado a través del termostato entre 24 y 26 grados Celsius.

2) Si tu dispositivo tiene función de ahorro de energía, ¡úsala!

3) Cierra puertas y ventanas para evitar que se escape el aire fresco por ellas y entre el aire caliente del exterior.

4) Haz un correcto mantenimiento de tu aire acondicionado: a través de él, te garantizas que funcione correctamente.

3. Optimiza el uso de los electrodomésticos de tu hogar

Aunque usar de manera óptima los aparatos electrónicos de tu hogar no es un hábito solo para el verano, conviene recordarlo siempre porque suponen la diferencia entre ahorrar luz y no hacerlo.

Te recordamos las claves en este sentido:

1) Compra y utiliza electrodomésticos eficientes. Los que tienen una etiqueta A o A+.

2) No mantengas tus equipos en stand by, apágalos completamente para evitar el consumo fantasma, que puede encarecer y mucho tu factura eléctrica.

3) Aprovecha la luz del sol para secar la ropa en vez de usar una secadora.

4) Si tu lavadora o lavavajillas tienen modos ECO aprovéchalos. Están optimizados para consumir menor cantidad de energía.

4. Cambia pequeños hábitos que te ayudan a ahorrar luz en verano

Ciertos comportamientos son más eficientes a nivel energético y no son difíciles de implementar. Te dejamos aquí las siguientes ideas:

5. Aisla bien tu hogar

Modificar el aislamiento de un hogar supone un enorme cambio en la eficiencia energética de cualquier hogar. El problema de esta mejora para ahorrar luz es que muchas veces puede suponer reformas importantes en casa, como cambiar las ventanas.

Aún así, es una inversión que merece la pena porque una casa bien aislada puede suponer hasta un 20% de ahorro en la factura de la luz.

COMO VES: AHORRAR LUZ EN VERANO PUEDE SER FÁCIL

Siguiendo estos 5 consejos tu consumo de luz será mucho menor. Pero, sin una tarifa de luz adecuada, todo ese ahorro puede irse al garete por estar pagando la luz a un precio demasiado elevado o con un tipo de factura que no se adapta a tus necesidades.

Para que no pase esto, en Norbel Energía revisamos completamente gratis tu factura energética y encontramos la tarifa de luz perfecta para ti. ¿A qué estás esperando?

Cart

No products in the cart.

Create your account